domingo, 6 de febrero de 2011

SÉ QUE NO ME QUIERES

Sé que no me quieres. Sé que no te hago falta. También sé que te quiero demasiado como para dejarte ir. Soy demasiado egoísta como para olvidarme de ti. Cuando estas no quiero dormirme. Cuando no estas sueño contigo. Mis pensamientos giran entorno a ti y tus palabras giran entorno a otra persona. Tuve un error, un tremendo error, Dejarte marchar, Queriéndote lo suficiente aunque sin fuerza de voluntad como para arriesgar nuestra amistad. ¿Y si hubiéramos dado ese paso? ¿Cómo seriamos hoy? ¿Seguiríamos juntos? ¿Habríamos estado a gusto? No puedo ni siquiera pensar en ello, pues me quema de tal manera que me da la sensación de que nado en ascuas. No me puedo imaginar una tarde contigo siendo más que amigos. Me cuesta imaginarlo ya que luego no me lo puedo quitar de la cabeza. Hasta sueño con ello. Sueño con que nos abrazamos. Nos acariciamos. Te beso. Me besas. Sueño con recorrer tu piel con mis labios. Recorrer cada centímetro de tu cuerpo con mis dedos y hacer que se te erice la piel. Simplemente sueño con que me miras a los ojos y me sonríes. Una sonrisa dulce que avecina un dulce final. Más tarde te acercas lentamente y me besas. Tus labios contra los míos. Moviéndose al compás de una canción que los dos conocemos y que nos recuerda al otro. Si esto ocurriera lo único que podría hacer seria llorar. No en el mal sentido de la palabra. Sino en el sentido de llorar de felicidad. Como el que realiza un largo camino y cuando llega a la meta pone los brazos en jarras y mira el paisaje con una enorme satisfacción. Ése tipo de lagrimas. Lágrimas de satisfacción. Recompensando mi larga espera.

1 comentario:

  1. Dios........sin palabras me he quedado (y mira que es dificil hacerme callar) madre mía...esto va por quien yo creo que va??porque si es así..buf..
    se me ha puesto la piel de gallina...

    ResponderEliminar